Vivencia

Author: kriztian Gakan / Etiquetas:

Fuimos a una habitación
                        sin nombre
a medio iluminar 
de silencios negados

en ella desnudarse era pecado,
                                      enfriarse también



Cada esquina atestiguó tus abrazos
                                            revoloteantés,
 encadenándome a tu aliento

                        
Bebí tu cuerpo bañado de lunares
                                         mi pr0pio Edén
                                         mi casti9o sedicente



Al final
en la ducha despertamos
                           su rocio, a veces frío

                           se confundía en felicidad